ITI Cádiz | El impulso que transforma Cádiz

La Junta inicia los trabajos de la vía ciclista entre Barbate y El Cañillo

Mercedes Colombo y Carmen Sánchez visitan la zona de obras, enmarcadas en Eurovelo y con un importe de más de 1,5 millones

La delegada del Gobierno de la Junta de Andalucía, Mercedes Colombo; la delegada territorial de Fomento, Articulación del Territorio y Vivienda, Carmen Sánchez; el alcalde de Barbate, Miguel Molina, y la primera teniente de alcalde del municipio, Ana Moreno, han visitado la zona donde han comenzado las obras de la vía ciclista junto a la A-2231 entre Barbate y El Cañillo. Les han acompañado representantes de la adjudicataria UTE UC10 S.A.U.-Proyectos y Vías S.A., además de personal técnico.

Mercedes Colombo ha mostrado su satisfacción por el inicio de estos trabajos, que cuentan con un importe de adjudicación de 1.540.853 euros. La vía ciclista discurrirá a lo largo de 1,7 kilómetros en paralelo a la carretera autonómica A-2231 y, con ella, se dará continuidad a la ruta cicloturística Eurovelo 8, que se está extendiendo por tramos en la provincia de Cádiz.

Asimismo, Mercedes Colombo, dentro del compromiso del Gobierno andaluz con el cicloturismo, la movilidad sostenible y la seguridad vial, ha destacado que esta actuación “conecta al mundo con Barbate dentro de la iniciativa Eurovelo, una realidad que fomenta el turismo sostenible, en el que cada vez la provincia es más un referente, y que beneficia a las personas que usan la bici como medio de transporte y a quienes nos visitan.

Además, la delegada del Gobierno andaluz ha destacado “que ésta es una inversión importante, con la que sigue la ruta Eurovelo 8, con Barbate como uno de los grandes beneficiarios, para ser un revulsivo que sitúe bien al municipio, ya que se trabaja mucho en el ámbito de referente turístico, y desde un apoyo con el que vamos a continuar”.

Por su parte, el alcalde barbateño, Miguel Molina, ha agradecido la presencia de Mercedes Colombo por “traer proyectos e inversión a nuestro municipio, algo que es una alegría”. También ha valorado la colaboración y el trabajo “codo con codo” con la delegada territorial de Fomento y su equipo, añadiendo que “estamos contentos y Barbate se merecía esta inversión, que conecta el municipio de modo saludable, con una infraestructura prioritaria”, incidiendo en la proyección que esto supone y subrayando que “la gente pueda practicar deporte con total seguridad y en las mejores condiciones posibles”.

En concreto, la vía ciclista irá adosada a la margen derecha de la carretera entre Barbate y Zahara de los Atunes (A-2231) entre los kilómetros 0 y 2,1. El trazado se inicia en la unión con el carril bici existente, de titularidad municipal, al pie del talud del estribo norte del puente de Barbate. El eje en planta coincide, en su mayoría, con la línea blanca de la margen derecha de la carretera.

El proyecto contempla la construcción de una nueva plataforma adosada de 4,5 metros en la que los respectivos tráficos serán separados mediante una barrera de seguridad de hormigón tipo New Jersey. Esta plataforma constará de 2,5 metros de vía ciclista más 90 centímetros de arcén, 50 centímetros de berma ciclista y 60 centímetros más para la colocación de la mencionada barrera de seguridad. La distribución varía en la plataforma sobre el puente de Barbate, donde se mantendrá el acerado peatonal en uno de los márgenes, mientras que en el otro habrá un carril bici de 2,35 metros, también con sus pertinentes medidas de protección para diferenciarlo del tráfico de vehículos que genera la carretera.

Esta actuación de vía ciclista está cofinanciada al 80% a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) y se enmarca en la Inversión Territorial Integrada (ITI).

El tramo se engloba en la ruta Eurovelo 8, conocida como Ruta del Mediterráneo, que discurre de este a oeste a través de toda la costa mediterránea y pasando por once países europeos: España, Francia, Mónaco, Italia, Eslovenia, Croacia, Bosnia-Herzegovina, Montenegro, Albania, Grecia y Chipre.

La ruta Eurovelo fomenta el cicloturismo como actividad que respeta el entorno y que supone una menor emisión de CO2 en los desplazamientos vacacionales, al favorecer la intermodalidad y poder utilizar la bicicleta en combinación con el transporte público. El cicloturismo contribuye a desestacionalizar la oferta turística, potencia el turismo saludable y estimula el desarrollo económico.